Boletín No. 11, Bogotá, D.C. 8 de abril de 2020. El contralor de Cundinamarca, Edgard Sierra Cardozo, en circular emitida el pasado martes 7 de abril, les recuerda a los ordenadores del gasto que la declaratoria de urgencia manifiesta es restrictiva y excepcional; y se refiere únicamente a aquellos eventos que reclaman una actuación inmediata de la administración, con el fin de remediar o evitar males presentes o futuros inminentes, que son necesarios como en la actual coyuntura que vive el departamento y el país como consecuencia de la pandemia del COVID-19 y por la cual se declaró la Emergencia Sanitaria y el Estado de Emergencia Económica, Social y Ecológica.

Por ello, el jefe del ente de control departamental advierte que tanto la declaratoria de urgencia manifiesta, como los contratos derivados de la misma, deben responder a los criterios jurídicos establecidos en la ley y en la jurisprudencia, y reitera a los entes sujetos de control territorial que den cumplimiento a las obligaciones contenidas en el artículo 43 de la Ley 80 de 1993, que ordena la remisión de manera inmediata de la documentación que soporta las actuaciones administrativas referidas.

La contraloría de Cundinamarca, entidad encargada del control de estas actuaciones, solicita que los gestores alleguen a este organismo la información relacionada con la suscripción de los contratos celebrados en virtud de la urgencia manifiesta, con corte al 7 de abril de 2020. Además, requiere que en la medida en que haya actividad contractual, remitan la información correspondiente de cada actuación, ya sea modificaciones, adiciones, prórrogas, suspensiones y demás.

Lo anterior, no exime de la obligatoriedad de reportar estos contratos en el aplicativo SIA OBSERVA, como del cumplimiento riguroso en los aplicativos dispuestos para publicación de los procesos contractuales en el SECOP.

Por último, advirtió que en caso del uso indebido de la contratación derivada de esta figura jurídica, la entidad actuará con la severidad que impone la ley; “con base en denuncias recibidas en la Contraloría y con información emitida por los medios de comunicación, funcionarios de la entidad ya comenzaron auditorias a cuatro municipios del Departamento para clarificar las quejas ciudadanas” concluyó el contralor.

 

Ver: Circular 010 de 7 de abril de 2020